Trucos de belleza, recetas de cocina, decoración de casa y más.

Técnicas para eliminar el vello no deseado

Por:

Siempre he visto el sufrimiento y el karma de muchas mujeres para remover con éxito el vello no deseado; el cual gracias a Dios no es mi caso, ya que soy lampiña y una hojilla la veo como una vez al mes…y si acaso!!

Thinkstock


Pero si eres  como el 90 % de las mujeres aquí  tienes algunas guías para prevenir molestias e irritaciones al afeitarte o depilarte:

  • Pinzas: Es la forma mas usada para moldear las cejas, y también tiene su maña: la cuestión no duele tanto cuando la extracción se hace después del baño, cuando los poros están más abiertos. El pelo lo debes sacar en la zona más cercana a la raíz y en dirección al crecimiento del vello. Si eres sensible al dolor, puedes aliviar la piel después de extraer el vello, anestesiando el área por varios minutos con un cubito de hielo envuelto en plástico.
  • Máquina de afeitar: La forma de evitar que te irrites después de afeitarte, va a depender de dos factores: exfoliación e hidratación. Debes exfoliar tu piel con un cepillo de baño para el cuerpo o un guante, te ayuda a desencajar el vello y evitaras pequeñas cortaduras. Afeitarte después del baño o al final del baño, va a facilitar el proceso, ya que los poros se abren y el vello se ablanda. La afeitadora debe tener una hojilla en perfectas condiciones y debe pasarse el menor número posible de veces sobre la piel.
  • Cremas depilatorias: Antes que nada te aconsejo que pruebes en una zona pequeña de la piel, para que te asegures que no eres alérgica. El error más frecuente que se comete, es dejarla por más tiempo del que recomienda el fabricante, por lo que se producen irritaciones y quemaduras en la piel. Basta con respetar el período de tiempo en las instrucciones y enjuagar muy bien el área depilada. Nunca debes usar una crema depilatoria en presencia de mucha resequedad, heridas o irritaciones previas en la piel.
  • Cera: Si la depilación la vas a hacer en tu casa, ten cuidado de no calentar demasiado la cera, ya que  puede producir lesiones en la piel; basta con que esté tibia y sea untable. Una vez aplicada, es importante tensar la piel antes de halar la banda, así reducirás el dolor.
  • Láser: Tienes que ir a un experto, ya que es la persona indicada para determinar si la piel (según su color y el tipo de vello) está en condiciones de recibir este tratamiento. Es súper importante para que no te manches luego de recibir el láser, no llevar sol en la zona depilada durante al menos 15 días.

Si después que te afeitas o depilas, te aparecen pequeños enrojecimientos de la piel u otros signos de agresión ¡no te preocupes! Todo esto se soluciona con aplicarte un poco de crema reparadora, otra opción natural es la aplicación de una crema a base de extractos de centella asiática…Así que mucha suerte y cuéntame ¿cómo te fue?…chau chauuuu!!!

Categoria: Belleza | Tags: ,